“Un amor a segunda vista”, una comedia romántica a la francesa

  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

Un amor a segunda vista es una comedia romántica francesa, sobre un escritor famoso de ciencia ficción que cada vez ignora más a su esposa y amigos, pero un día despierta en un universo paralelo donde no es conocido y es un profesor de literatura en una preparatoria. 

Por Arturo Brum Zarco*

@arturobrum

Parece que llegamos al punto donde odias o amas las comedias románticas. Para los detractores de este sub género, no importa ver la cinta, con sólo “analizar” el tráiler (o leer que es una comedia romántica) vaticinan que será una porquería, y quizá su augurio sea un poco razonable: este tipo de películas nos ha entregado propuestas recicladas, con argumentos clasistas, actuaciones inolvidables y chistes anodinos.

Sin embargo, este sub género es uno de los más populares, no sólo en México sino en el mundo. Consigues a la pareja perfecta, hombre y mujer atractivos, los pones en una situación donde su amor está en cierto peligro (tampoco uno muy grave), agregas unos chistes y al amigo “perdedor” de los dos, y la taquilla es garantizada.

Es un cine que no va a proponer mucho, no obstante, hay excepciones, y aunque mantengan todo el cliché de una comedia romántica pueden tener destellos de algo original. Tal es el caso de la cinta francesa Un amor a segunda vista (Mon Inconnue, Francia-Bélgica).

Dicho filme llega a México como parte del programa del Tour de Cine Francés 2019.

Dirigida por Hugo Gélin, quien se atrevió a hacer en 2016 el remake francés de la cinta No se aceptan devoluciones de Eugenio Derbez, con un resultado  más placentero que la original.

El director, muy a su estilo, con secuencias bien hechas pero sin ningún manejo novedoso de cámara o una fotografía deslumbrante, presenta ahora una comedia romántica a la par de una producción hollywoodense, pero hablada en francés. No todo lo que viene de Francia es cine de culto y provocador.

Un amor a segunda vista es una cine comercial, y  tiene puntos destacados, la forma de abordar su argumento, sus actuaciones y por su puesto el amigo “tonto” de la pareja son aspectos que mantienen un discurso lúdico y sin pretensiones clasistas.

Raphael (Francois Civil) es una escritor famoso de novelas de ciencia ficción; su esposa Olivia (Josephine Japy) es una pianista que dejó su carrera para ayudar a su pareja. Esto ha provocado un cierto vacío existencial en Olivia, y por su parte Raphael cada vez es más egocéntrico y soberbio.

Un día después de una terrible pelea entre los dos, donde Olivia le dice a su esposo que ya no siente amor por él, Raphael despierta en un universo paralelo, donde no están casados, ella es una pianista famosa y él un profesor de literatura en una preparatoria.

Raphael con ayuda de su inseparable y chistoso amigo de la preparatoria hará todo lo posible para tratar de conquistarla de nuevo.

Estos argumentos de “¿qué hubiera pasado sí?”, son comunes en el cine, pero de nuevo lo interesante es cómo lo cuentas, y Hugo Gélin lo sabe hacer con un ritmo agradable, es decir, conoce la forma de realizar una comedia sin caer en tantos clichés y poner en el lugar correcto un chiste. 

Si bien no aborda la complejidad a fondo del amor y la situación de pareja (porque ese no es su objetivo), es una propuesta divertida y entretenida, de una comedia romántica francesa.

*Periodista y realizador. Director de Comunicación en CinEspacio24. Colaborador en Cio Noticias.

 

 


  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *